Blog

Por qué la diversidad es importante en tecnología

Saben que soy una promotora de la diversidad en tecnología, impulsando iniciativas que promuevan la inclusión de más mujeres de todas las edades, razas y orígenes sociales. Muchas veces me han preguntado por qué esa obsesión mía de hablar de diversidad siempre que tengo oportunidad. Y es que creo profundamente que la industria tecnológica realmente tiene la capacidad de producir cambios positivos de alto impacto en nuestras sociedades presentes y futuras.

Los trabajos relacionados a la tecnología se están incrementando más que en cualquier otra industria.

Para poner en perspectiva, se espera que los trabajos en tecnología a nivel mundial se incrementen en un 17% en los próximos 10 años, mientras que se estima que los trabajos en industrias no relacionadas con la tecnología crecerán un 12%. Sin embargo, la industria continúa buscando recursos mediante la línea tradicional de contratación sin priorizar la diversidad en los espacios de trabajo, por lo que estos trabajos no estarán disponibles para la fuerza de trabajo conformada por mujeres y otras minorías.

Las empresas se pierden una gran fuente de talento y la cultura está impactando negativamente en la proliferación de ese talento

En la mayor parte de la historia, las mujeres y otros grupos marginados han estado bajo un sistema de opresión, lo que ha perjudicado su habilidad para expresar sus talentos, perseguir sus metas individuales y finalmente subyugando su existencia a seres humanos de segunda categoría. Esta forma de opresión ha hecho metástasis en varios aspectos del pensamiento social, creando estereotipos y resultando en amenazas estereotipadas, una situación complicada en la cual las personas que están expuestas a estos esterotipos negativo, terminan finalmente adaptándose a él, volviéndose una persona ansiosa y de bajo rendimiento (el estereotipo esperado). Como resultado, los últimos 20 años han revelado una disminución del 64% de mujeres interesadas en seguir carreras de ciencias de la computación (probablemente relacionado a la ausencia de mujeres en posiciones de liderazgo y en las universidades). Hay mucha gente trabajando para cambiar ésto: iniciativas como la de Chicas en Tecnología, esperan cambiar esos números en el mediano plazo.

Una empresa homogeneizada continuará desplazando al diferente.

Algunos resultados ya se están viendo (En su reporte del 2017 afirman que el 70% de las chicas que pasaron por sus programas deciden continuar con estudios relacionados a la tecnología).

Las grandes empresas tecnológicas del mundo no reflejan a su audiencia y por lo tanto, las minorías continúan siendo ignoradas.

Ahora que las grandes empresas tecnológicas están buscando y encontrando formas más avanzadas para producir conexiones a nivel global, se vuelve una contradicción enorme que la planta de trabajadores de esas empresas no refleje en modo alguno la comunidad global a la que quieren alcanzar. Una empresa homogeneizada continuará desplazando al diferente, perdiendo de esta forma la posibilidad de generar identificación por parte de quienes son sus potenciales clientes/usuarios.

La diversidad es buena para la empresa.

Las empresas diversas no solamente pueden construir efectivamente productos que sirven a una audiencia más grande, sino que la diversidad es la clave para la excelencia en el rendimiento de la empresa. Equipos compuestos por individuos provenientes de un gran rango de experiencias ayuda a facilitar el progreso en todas las áreas. Equipos con un gran rango de ricas y diversas perspectivas desde donde incrementar su habilidad de rendimiento tanto para resolver problemas internos como para hallar soluciones innovadoras.

Una diversidad sustentable solamente se logrará en una cultura que amplifique, premie y discuta abiertamente sobre diversidad en todos los niveles de la empresa.

Write a comment